Delicia de helado de piña: disfruta de un refresco tropical

En los calurosos días de verano nada mejor que un postre refrescante que nos ayude a combatir el calor. Y cuando se trata de postres tropicales, el Helado de Piña es una opción deliciosa e irresistible. Con su combinación de sabores dulces y ácidos, textura cremosa y refrescante único, este postre es perfecto para terminar una comida con una nota alta o para disfrutar en cualquier momento del día. ¡Prepárate para esta delicia con cada cucharada de este helado que te transportará directamente a una isla paradisíaca!

Ingredientes:

  • 1 piña madura, pelada y cortada en cubos
  • 1 lata de leche condensada
  • 1 lata de crema
  • jugo de 1 limon
  • 1 taza de agua
  • 1 taza de azúcar
  • Hojas de menta para decorar (opcional)

Modo de preparo:

  1. En una cacerola colocar los cubitos de piña, el agua y el azúcar.
  2. Coloque a fuego medio y cocine durante unos 15 a 20 minutos, o hasta que la piña esté suave y el almíbar ligeramente espeso.
  3. Retirar del fuego y dejar enfriar por completo.
  4. En una licuadora licúa la piña cocida con el almíbar hasta obtener un puré homogéneo.
  5. Agrega el jugo de limón, la leche condensada y la crema al puré de piña en la licuadora.
  6. Batir todo junto hasta que quede bien mezclado y cremoso.
  7. Transfiera la mezcla a un recipiente apto para congelar.
  8. Cubre el recipiente con papel de aluminio o film transparente y colócalo en el congelador durante al menos 6 horas, o hasta que el helado esté firme.
  9. Saca el helado del congelador unos 10 minutos antes de servir para que sea más fácil sacar los trozos.
  10. Sirve el Helado de Piña en vasos individuales, adornado con hojas de menta, si lo deseas.

El Helado de Piña es un postre que combina sencillez, frescura y sabor de una manera única y deliciosa. Con su textura cremosa y el sabor tropical de la piña, este postre es perfecto para disfrutar en cualquier ocasión, ya sea para refrescarse de los calurosos días de verano o para sorprender a tus invitados en una ocasión especial. Prueba esta receta en tu propia cocina y déjate encantar por la magia y frescura del Helado de Piña. Una auténtica delicia de sabor que conquistará todos los paladares. ¡Hasta la próxima receta!

Cupcake de chocolate y frambuesa: una verdadera sinfonía de sabores

Apple Crumble: un sabor acogedor para el otoño

Gelatina Coloreada: Colores y Sabores para Tu Postre


También te puede interesar:

Visitas: 6

Deja un comentario