Pudín de tapioca sin huevo y sin hornear

¿Quién dijo que para disfrutar de un rico budín hay que complicarse la vida? Te presento una versión increíblemente fácil y rica: pudín de tapioca sin huevo y sin horno. Esta receta es perfecta para quienes buscan practicidad en la cocina, pero no renuncian al placer de un postre irresistible. ¡Prepárate para deleitar cada cucharada de este cremoso y sabroso budín, que conquistará tu paladar sin necesidad de horno!

Ingredientes:

  • 1 taza de tapioca granulada
  • 500ml de leche
  • 1 lata de leche condensada
  • 200ml de leche de coco
  • 1 taza de coco rallado (opcional)
  • Caramelo líquido (para engrasar el molde)

Modo de preparo:

  1. Hidratar Tapioca: En un bol colocar la tapioca granulada y cubrir con la leche. Déjala hidratar durante unos 30 minutos, hasta que la tapioca absorba todo el líquido y se ablande.
  2. Prepara el pudín: En una licuadora coloca la leche condensada, la leche de coco y el coco rallado (si lo usas). Batir bien hasta obtener una mezcla homogénea.
  3. Agregue tapioca: Agrega la tapioca hidratada a la mezcla de la licuadora y vuelve a licuar por unos segundos, solo para mezclar los ingredientes.
  4. Engrasar la sartén: En un molde para budín esparcir el caramelo líquido por todo el fondo y los costados. Asegúrate de que el molde esté bien engrasado para que sea más fácil desmoldar.
  5. Vierta la mezcla: Vierta la mezcla de pudín en el molde preparado, distribuyéndola uniformemente.
  6. Refrigerar: Cubre el molde con papel de aluminio o film transparente y refrigera por al menos 4 horas, o hasta que el pudín esté firme.
  7. Desmoldar y servir: Pasado el tiempo de refrigeración, retira el budín del molde, pasando un cuchillo por los bordes para despegar. Desmoldar en un plato para servir y servir frío.

Este pudín de tapioca sin huevo y sin hornear es la opción perfecta para quienes buscan un postre rápido, práctico y delicioso. Con tan solo unos pocos ingredientes y sin necesidad de trabajar en el horno, podrás preparar un postre increíble para sorprender a familiares y amigos. Prueba esta receta en casa y disfruta de un pudín cremoso y lleno de sabor en cualquier momento. Ya sea para un postre de última hora o un capricho especial en un día cualquiera, este pudín siempre es una excelente opción. ¡Buen provecho!

Inspiración: recetastiojoao


También te puede interesar:

Visitas: 8

Deja un comentario